Ellas: entusiastas, creadoras, mujeres protagonistas en la industria TIC

En un mundo en constante cambio y crecimiento en el que día a día las innovaciones nos atrapan… estamos siempre atentos a las tendencias. Tendencias que nos marcan caminos a seguir, puentes para construir, ideas para despegar en nuevos emprendimientos e infinidad de posibilidades que prometen un futuro mejor. Tendencias que hoy nos hablan de ellas, las protagonistas de la industria TIC. Tendencias que lúcidamente nos guían a un escenario más rico, diverso, un escenario compartido. Y es que la participación de las mujeres en las tecnologías de la información y comunicación es una realidad que crece con pasos firmes como la industria misma.

¿Y qué lleva a las mujeres a sumergirse en este apasionante mundo de las TIC? Claramente la misma pasión que hacia cualquier otra profesión, pero con el condimento extra de ir marcando nuevos rumbos para las generaciones futuras, en un contexto donde predominan los hombres por tradición pero que abraza una transformación prometedora.

Desde Infosis compartimos las experiencias dos de nuestras mujeres abocadas a la tecnología: Dolores Vidal, Técnica Superior en Programación por la UTN sede Mar del Plata y Maribel Angulo Otamendi, Ingeniera Electrónica por la Universidad Nacional Experimental y Politécnica Antonio José de Sucre (Venezuela). Ellas son dos de nuestras protagonistas en las TIC y ponen en cálidas palabras, para todos, sus vivencias como estudiantes y profesionales.

“Cuando estaba terminando la carrera tuve la posibilidad de entrar a trabajar a Infosis. Estudié programación porque desde chica me gustó todo lo relacionado a la informática y a las computadoras y sistemas. Siempre estaba atenta a todo lo relacionado con la tecnología. Y si bien cuando empecé a estudiar no tenía tan claro a lo que apuntaba la programación, de a poco fui teniendo una visión mucho más clara, fui aprendiendo y me fue gustando cada vez más la carrera”. “Hoy por hoy me atrapa mi carrera cada día más por los desafíos que presenta, por el hecho de aprender continuamente. El tener todos los días algo que resolver y que no siempre sea fácil. Es una profesión en la que vivís aprendiendo cosas nuevas y te vas capacitando porque evoluciona constantemente”, comenta Dolores.

Desde mi experiencia, agrega, se percibe esta realidad de que en las TIC predominan los hombres. Yo lo vi desde que empecé a estudiar, cuando en un aula de 50 estudiantes apenas éramos tres mujeres. Siempre éramos minoría, y no nos acostumbramos a vivir con eso, porque poco a poco va creciendo la presencia de mujeres en las profesiones relacionadas a las tecnologías y eso está buenísimo, porque la mujer le da otra mirada, aporta otras cosas.

Por su parte, su paso por la universidad también le permitió a Maribel percibir “el hecho de que las mujeres seamos minoría, y sucede también en los ámbitos de trabajo, pero a pesar de que seamos pocas, aquellas que entramos en la industria le damos un vuelco diferente. Las mujeres somos detallistas, estrictas en nuestro desempeño y cada vez somos más las que nos adentramos en estos temas… ¡innovando!”

La realidad acusa la menor participación de mujeres en el sector TIC, pero la mirada optimista persiste. En palabras de Maribel, “a medida que las mujeres vamos tomando más protagonismo en la industria TIC vamos generando nuevas posibilidades y eso está buenísimo”. “Desde nuestros roles no podemos sino instar a las estudiantes que están imaginando o soñando con estudiar programación o ingeniería a que se animen, porque es una carrera hermosa” –completa Dolores.

Ateniéndonos a esta realidad cambiante resulta por demás interesante dejar de lado los estereotipos y poner de relieve que es una profesión sumamente atractiva, con una importantísima demanda de profesionales en la actualidad y con una excelente proyección para el futuro.

Numerosas investigaciones sobre la participación de las mujeres en las TIC en Argentina alertan de que la brecha digital de género persiste y que hay mucho por avanzar en este sentido. Sin embargo, muchas acciones se llevan también desde el Estado, organismos y empresas para mitigar un esquema de género que ya se anuncia deficiente. En el ámbito local empresas como INFOSIS trabajan constantemente en la generación de espacios de colaboración entre profesionales de la industria TIC sin importar su género, dando impulso a la tendencia en auge de inclusión de mujeres en todo tipo de funciones empresariales.

Un cúmulo de acciones van desterrando los estereotipos, y así las mujeres impulsan sus intereses y talentos en el sector tecnológico, generando un nuevo abanico de oportunidades para todos.

Creatividad, pasión, entusiasmo, detallismo, un toque particular quizás -por qué no- y perspectivas diferentes, esto aportan las mujeres al desarrollo de tecnologías. Miradas enriquecedoras que vienen a contribuir a todo que día a día se genera en las empresas TIC. Un nuevo mundo compartido, integrando equipos de trabajo que antiguamente se colmaban de hombres. Y es que ellos también ponen pasión, inteligencia y audacia. Y es así cómo hoy las tecnologías reinan y se proyectan como las mejores aliadas de la humanidad futura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *